Muerte Súbita (Reseña)

Joanne Kathleen Rowling es una escritora genial, y todo el mundo lo sabe desde Harry Potter. Sin embargo, en su última novela, intitulada Muerte Súbita (The Casual Vacancy, en la versión inglesa), demuestra que también sabe escribir de forma pesada, seria e incluso con un tono morboso. Y es que J. K. Rowling quería variar la temática de su siguiente novela, y si bien no debemos esperar que Muerte Súbita alcance la fama de la serie de Harry Potter, sí podemos decir que se trata de una obra interesante digna de ser leída.

Esta novela para adultos de 500 páginas (sí, algo extensa) cuenta la historia de los habitantes de Pagford, un pequeño barrio de una ciudad ficticia que se encuentra transitando por un cambio enorme, cuando Barry Fairbrother, uno de los más influyentes miembros del consejo, fallece. Barry era conocido por la defensa del barrio pobre de Pagford y por su permanencia como parte del distrito, mientras que Howard Mollison, quien formaba parte de la oposición, quería acabar con la clínica de rehabilitación para los drogadictos y mantener una ciudad elitista. Así, la muerte de Barry deja una vacante en dicho consejo, y da pie a que inicie una gran disputa política por la permanencia del barrio de Pagford.

A lo largo de la trama, J. K. Rowling nos presenta varios núcleos familiares, que acaban conectándose de alguna manera. Además de la lucha de clases, tenemos dramas personales que son expuestos de una manera muy veraz y seductora. Así, al avanzar en la trama, pronto descubrimos que Barry no era ese gran ejemplo a seguir y – así como el resto de los personajes – guardaba algunos secretos.

JK Rowling presentando Muerte Súbita

JK Rowling presentando Muerte Súbita

Muerte Súbita es un libro que muestra un contexto bastante verídico, con personajes que tienen una humanidad muy característica (es decir, cometen fallos y, en ocasiones, presentan una doble moral). La autora utiliza un lenguaje muy descriptivo, informando a los lectores cada detalle de cada cosa, justamente para construir esta narración verdadera y creíble; y es, por ello mismo, que puede resultar una historia un tanto más pesada que las de la serie de Harry Potter (y es que, admitámoslo, estas obras estaban orientadas a otro tipo de público). Por ello, puede ser un poco difícil acostumbrarse al ritmo, pero cuando esto sucede, la lectura se convierte en adictiva; por lo que una vez que te enganchas seguramente terminarás el libro.

Demostrando que es más que una escritora que tuvo suerte con una serie de libros para niños y adolescentes, J. K. Rowling nos entrega con Muerte Súbita una historia densa, con fuertes críticas a la sociedad, oscura, muy realista y con un final con acritud depresiva y cruel. Por la cantidad de páginas, los personajes y los plots secundarios, puede ser agotadora. Sin embargo, si te gustan los dramas familiares y novelas para adultos contemporáneos, Muerte Súbita es una lectura obligatoria para ti.

Recientemente, la obra fue adaptada a la pantalla chica en formato de miniserie; en tres episodios, por la BBC.

Mas informacion sobre este tema

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • Responsable: Octavio Ortega Esteban
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: Octavio[arroba]kerchak.com
  • Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad