«Legión» – William Peter Blatty

La historia comienza diez años después del exorcismo de Regan MacNeil. Sólo que ahora lo sobrenatural se une a ciertas influencias de la novela policial. El detective (y cinéfilo, en las horas libres) William F. Kinderman regresa a la escena, investigando una serie de asesinatos brutales, entre ellos, la crucifixión de un niño de apenas doce años. El modus operandi de los delitos parece indicar la firma mórbida del asesino en serie Géminis. Pero ¿cómo resolver un caso en el que el principal sospechoso está muerto hace más de una década?

El éxito de ciertas películas suele generar las franquicias, a veces perdiendo completamente el sentido del original. Lo importante termina siendo el lucro de la marca. Empujado por el exorbitante éxito de ventas de El Exorcista, William Peter Blatty, en esta ocasión, nos entrega una obra interesante.

Publicado en 1983, por tanto, doce años después de El Exorcista, Legión es una continuación particular. A pesar de contar con referencias a los hechos ocurridos en la obra anterior y tener personajes en común, Legión tiene una historia propia y con una huella completamente diferente. Tenemos aquí un libro más de suspense que de terror, y salvo una u otra escena impresionante, el lado demoníaco no protagoniza la historia. Por el contrario, en medio de la novela de suspense creada en torno a las misteriosas muertes, las divagaciones filosóficas y religiosas del detective William F. Kinderman dominan la mayor parte de los capítulos y colaboran para hacer de la lectura algo más interesante.

Portada de Legión

Portada de Legión

La trama detetivesca de «quién está detrás de estas muertes espeluznantes» es el ingrediente principal de la novela. Para la elaboración de todo este misterio, Peter Blatty ha dividido el libro en dos partes: la primera es la prueba de resistencia para los lectores. Ya que, las posibilidades de que abandones el libro son gigantescas. En caso de que logres digerir la primera parte, la secuencia gana más ritmo, formando una conexión, cada vez más interesante, con El exorcista. Esta conexión cuenta con buenas explicaciones y se sustenta de buena manera, por lo que va más allá del simple marketing.

La historia del asesino Géminis se presenta de una forma bastante detallista que satisface a los lectores. Y sobran dudas y preguntas acerca del poder de la fe, de la creencia, de la existencia de un ser misericordioso que vela por los hombres. Sin embargo, la ausencia de personajes ligados con lo demoniaco o de escenas que te quitarán el sueño, va a frustrar a aquellos que buscan en el libro esperando una secuencia semejante a la del Exorcista.

Legión es un buen libro de suspenso, recomendado si, además, te agradan las novelas detectivescas y con una pizca de terror.

Sobre el autor: William Peter Blatty (1928-2017) escribió varias novelas y guiones, y es conocido por el mega best seller «El Exorcista», publicado en 1971. Fue el guionista y productor de su adaptación para el cine en 1973 y con él ganó tres Globos de Oro y el Oscar como mejor guion adaptado.

Mas informacion sobre este tema

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • Responsable: Octavio Ortega Esteban
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: Octavio[arroba]kerchak.com
  • Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad