Las Cuatro Estaciones – Stephen King

No sólo de terror vive el maestro del género. Las Cuatro Estaciones, colección de cuentos, muestra otra faceta de Stephen King, dirigida a los dramas cotidianos en que la monstruosidad puede estar oculta en pequeños actos, dentro de nosotros mismos o a nuestro alrededor. Como su nómbrelo indica, Las Cuatro Estaciones es una obra dividida en cuatro secciones, de las que hablamos a continuación:

Las Cuatro Estaciones – Stephen King

Primavera Eterna – Rita Hayworth y la Redención de Shawshank

La historia de la apertura de Las Cuatro Estaciones es una oda a la persistencia. Condenado injustamente por el asesinato de su esposa, el banquero Andy Dufresne no se da por vencido. En un universo penitenciario oprimido por los intereses y los abusos, y sin perspectivas de futuro, se mantiene encendida la llama de la esperanza y la muestra de que la paciencia y la persistencia son virtudes esenciales en determinadas situaciones. El cuento es narrado por Red, uno de esos tipos que consiguen cualquier cosa dentro de la prisión. Se nos presenta el funcionamiento y la rutina diaria de Shawshank, al mismo tiempo, habla sobre su relación casi de amistad con Andy.

El escenario del presidio construido por Stephen King es perfecto. La narración fluye en un buen ritmo y llegamos a un final brillante y sorprendente.

Verano de Corrupción – Alumno Inteligente

El más largo de los cuentos, pero no tan elogiado por los lectores. Alumno Inteligente es de esas historias que van creciendo con cada nuevo desarrollo de los hechos y desembocan en una secuencia final inquietante.

Todd es un chico aficionado a las historias que involucran el nazismo y los campos de concentración. Así, suele devorar libros y revistas sobre el asunto hasta el día en que descubre que su vecino es un ex-oficial de Hitler, conocido por su extrema eficiencia en matar. Todd se enfrenta a Dussander y el chantaje para no revelar su identidad es escuchar detalladamente todo acerca de la rutina de la muerte del nazismo: cómo operaban los campos, cómo eran las muertes, los mecanismos, las pruebas, el sufrimiento.

King nos lleva a un paseo por la naturaleza oscura del hombre y por el que escondemos en nuestro interior. La relación desarrollada entre Todd y Dussander, llena de giros y vueltas, es envolvente y nos hace cuestionar ¿dónde están los límites entre el simple conocimiento de algo y el sadismo y la locura?

El otoño de la Inocencia – El Cuerpo

El viaje de un grupo de amigos para matar su curiosidad en ver a alguien muerto parece una trama sencilla, pero King lo convierte en un rito de paso de la infancia. Es el momento en el que la confusión aparece y se necesita un mínimo de madurez. Una historia sobre cómo los lazos de amistad se forman, fortalecen y debilitan, y como esto influye en el adulto que vamos a ser. Tenemos aquí una prueba más de la capacidad de Stephen King en la construcción de excelentes y convincentes personajes infantiles y, a través de ellos, nos emociona.

Invierno en el Club – El Método Respiratorio

Única historia con leves sugerencias de lo sobrenatural, El Método Respiratorio es la menos atractiva de las narrativas y deja la impresión de que podría haber sido más desarrollada.

Un grupo de hombres se reúne en una especie de club para contar historias aterradoras, y la historia más escalofriante de todas es siempre reservada para ser contada en la víspera de la Navidad. En el cuento, acompañamos la narración de un médico cuya paciente embarazada estaba dispuesta a todo para dar a luz en seguridad. Todo va bien hasta la parte final, que parece un tanto extraña. Por lo que podemos quedar con la impresión de que algo falta. Aun así, el resultado no afecta el conjunto de la obra de las Cuatro Estaciones, que es de las mejores obras que el maestro del horror ha producido.

Sobre el autor: Stephen King nació en 1947, en Bangor, en el estado de Maine. Es autor de más de cincuenta libros más vendidos en el mundo entero y más de 200 cuentos. Ha ganado múltiples premios y galardones literarios; además de ser considerado como uno de los autores más importantes de ficción y terror de los últimos años.

Las Cuatro Estaciones – Stephen King

Mas informacion sobre este tema

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • Responsable: Octavio Ortega Esteban
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: Octavio[arroba]kerchak.com
  • Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad